La Tribuna de Automoción
Portada » Noticias » Skoda prevé consolidar un beneficio para su red de entre el 2,5% y el 3%, tras registrar un 2,7% récord
Concesionarios y talleresGeneral

Skoda prevé consolidar una rentabilidad en su red de entre el 2,5% y el 3%, tras registrar un 2,7% récord en 2022

La marca checa espera impulsar las ganancias de sus concesionarios a partir de una estrategia ambiciosa de mejora de su cuota de mercado en España, que pasa por alcanzar un 4% en 2023, frente al 3% que espera cosechar al cierre de este ejercicio, y un 5% en un periodo de cinco años. Una evolución que, según expone su director general, Fidel Jiménez de Parga, les llevará a vender entre 40.000 y 50.000 unidades anuales para unas matriculaciones totales de al menos un millón de coches. Para conseguir esos números, su completa gama será un pilar central, así como el aumento de la capilaridad de sus puntos de servicio.

El director general de Skoda en España, Fidel Jiménez de Parga, posa delante del Enyaq iV, el primer cero emisiones de la firma checa.

El director general de Skoda en España, Fidel Jiménez de Parga, ha declarado que la red de distribución de la marca va a finalizar el año con una rentabilidad media de «en torno al 2,7%», lo que supondrá 1,1 puntos más que en 2021 y un nuevo récord tras el registrado en 2019, cuando se anotó un 2,3%. Un hito histórico que, además, se acompañará de la cifra de beneficio más elevada nunca antes contabilizada en valor absoluto, y eso que las matriculaciones, avanzó, acabarán «muy cerca de las 24.000 unidades», es decir, cerca de un 9,2% menos que el ejercicio precedente.

En un encuentro con periodistas para hacer balance del presente curso, el directivo indicó que la mejora de los resultados financieros se explica, fundamentalmente, por «la contención de costes y por un mix favorable de producto, con una sólida demanda de los SUV —acaparan el 60% de las entregas—, de las versiones más equipadas y de los acabados deportivos RS y Montecarlo, que suman alrededor del 10% de las operaciones totales».

De cara al futuro, el objetivo de la compañía checa es «consolidar» una horquilla de ganancias antes de impuestos para sus concesionarios de «entre el 2,5% y el 3%», porque, dada la ambiciosa estrategia de impulso de la actividad comercial que tiene en el horizonte, subrayó Jiménez de Parga, «no entendemos que la marca pueda crecer a costa de los vendedores; si ganamos más, tienen que ganar más», sentenció.

Estos números se pueden alcanzar, incluso, con mercados como el actual, de poco más de 800.000 automóviles, de acuerdo con el ejecutivo, toda vez que la estructura de distribución en España está muy ajustada, debido a que no tuvo que invertir en su momento para afrontar un escenario de ventas totales de 1,5 millones de unidades, al no registrar entonces unos volúmenes anuales que lo justificasen. «Probablemente, seamos más eficientes que otros para conseguir estos resultados», apostilló.

Entrar en el 'top' 10 en cinco años

La proyección establecida en el horizonte se sustenta en una hoja de ruta en la que la filial de Skoda se pone el reto de posicionarse «en los próximos cinco años en el top 10 de ventas en España» —en noviembre, se sitúa en el puesto 16º, según Autoinfor—, cosechando una penetración «del 5%», en comparación con «el 3%» con el que esperan cerrar 2022 —este mes registra un 2,7%— y que se contabilizaría por segundo curso consecutivo, y con el dato de «más del 4%» al que se aspira en 2023, un ejercicio en el que la estimación de matriculaciones que manejan es, como la de Anfac, de unas 900.000 unidades, frente a las 800.000-810.000 con que se culminará 2021.

Todo este avance se enmarca en un contexto en el que en Europa su batalla está en ser uno de los cinco constructores con mayores transacciones, aunque dicha meta está establecida para todo lo que queda de década.

Teniendo en cuenta que su cuota casi a finales de este mes está a tres décimas del objetivo, Jiménez de Parga indicó que con la cartera de pedidos que tienen planificada que llegue hasta el 31 de diciembre tienen opciones de colocarse con el 3% mencionado, siempre y cuando «el transporte no nos penalice». Esa parte de entregas se desgaja de un listado que suma actualmente «más de 10.000 coches», que se está organizando con unos plazos de entrega medios de «entre cuatro y cinco meses».

A tenor del incremento que busca la firma checa en el peso del mercado español, la traducción en ventas sería materializar «entre 40.000 y 50.000 anuales en función de la evolución de la actividad comercial del país» y considerando un volumen de más de «un millón de unidades». «Tenemos capacidad de producto» para hacer realidad los números planteados para dentro de un lustro, expuso el director general, quien añadió que para ello también hay que considerar que van a ampliar la presencia de su red de distribución con más puntos de servicio que les doten de mayor capilaridad.

Sobre esta cuestión, aclaró que la expansión se abordará «sin inversiones sobredimensionadas», puesto que la intención es hacerla aprovechando sinergias con los establecimientos que ya están operativos. Como ejemplo, apuntó una apertura en Olot (Gerona), donde en una concesión del grupo había tres accesos para el taller y se redujeron a solo uno, centralizando la actividad de posventa, habilitándose un espacio comercial para Skoda.

Nueva imagen para comienzos de 2023

Por otra parte, en relación a la nueva identidad de marca que se va a estrenar en la red, confirmó que, en estos momentos, se están presentando los costes de estándares internacionales y que el enfoque que se adoptará será el de que esta inversión a 10 años tenga «un impacto mínimo». Asimismo, «se está discutiendo cuándo empieza». «En enero o febrero se decidirá, finalmente, el cambio», aseveró.

A partir de ahí, comentó que lo lógico es que cualquier instalación nueva que se abra ya disponga de la nueva imagen desde marzo.

Comparte tu opinión

* Acepto la política de protección de datos.
Los comentarios deben ser aprobados antes de publicarse.